¿Cómo saber si un ron es bueno?

Por: Redacción

04 abril 2018

Dulce en la punta de la lengua en su primera intención, fuerte y vibrante en la garganta, sin golpe alcohólico. Así es un buen ron. Sin sabores artificiales en su perfil y agradable de tomar. Así describen los especialistas del ron cubano a su producto estrella.

¿Pero cómo se distingue a un buen ron?

 

Que huela

En una copa pequeña de cristal, sirve un poco de ron, y gírala hasta humedecerla toda. Vacía el ron y pon la copa boca abajo. Espera un minuto. Levanta la copa y huélela. El aroma debe ser como de caña de azúcar. Hazlo de nuevo. Ahora el olor ahora será como de melaza. Otra vez. El aroma tendrá notas de frutas. Una vez más. Ahora, de especias.

Las moléculas de añejamiento se fijan en el cristal, un buen ron debe dejar oliendo la copa durante muchas horas.

 

El añejamiento

El ron de 7 años tiene bases que superan los siete años porque hay “elementos muy finos y delicados” que lo integran, y que se consiguen con 10 o 12 años de añejamiento, como la vainillina, el compuesto primario de la vainilla.

“Cuando se mezcla, en ese ron puedes sentir esa delicadeza y fortaleza al mismo tiempo. Eso nunca se va a sustituir por añejamientos artificiales”, agrega.

 

Antigüedad de las moléculas

En la elaboración del ron de 7 años, una parte de esas mezclas se vuelve a guardar para que se sigan añejando y se usen en la siguiente producción. Al año siguiente se repite la operación. Así, un ron puede llegar a tener moléculas de licores de hace 50 años. Y pueden identificarse. Hay notas afrutadas que salen del aguardiente que le dio origen.

En 2018 se pueden poner barriles a añejar para producir ron del 2032. Como es un añejamiento natural, el maestro dice qué mezcla y qué barril se utilizará para ese ron. Esa es una decisión sensorial.