5 razones por las que el reboot de Saint Seiya fracasará en Netflix

Se estrenará el 19 de julio.

Por: Víctor García

09 julio 2019

Saint Seiya en Netflix

Aunque al principio emocionó mucho una nueva adaptación de Saint Seiya en Netflix, con el paso de los meses ésta ha venido a menos.

Esta suerte de reboot llegará a la plataforma el próximo 19 de julio de 2019. Al estar a la vuelta de la esquina ha salido un nuevo trailer. Sí, es poco esperanzador.

Razones por las que Saint Seiya en Netflix fracasará |

Aquí te compartimos algunas razones por las que muy poca gente le tiene fe a este proyecto:

  1. El canon ha cambiado. Ahora vivimos en un mundo en el que Seiya es skater y los smartphones están a la orden del día. Algo similar a lo que la película de CGI intentó realizar.

2. Jesús Barrero murió hace unos años por lo que era obvio que habría cambio en la voz de Seiya.

El peso cae en Dario Yazbek Bernal (hermano de Gael García) y a muy poca gente le ha gustado. Los argumentos son que en su doblaje no transmite la intensidad de Seiya.

Algo similar ocurre con Hyoga pues René García (encargado de la voz de Vegeta) tampoco estará de regreso. En fin, Alfonso Herrera (sí, el de RBD) será el encargado del Cisne.

Te puede interesar: ¿De qué tratan las 3 «escenas post-créditos» de Avengers: Endgame?

3. La gran polémica desde diciembre ha sido el cambio de sexo de Shun pues los fans pedían que se respetará el anime al pie de la letra.

Mientras descubrimos si este cambio será bueno para el producto final, muchas personas han manifestado que no lo verán.

4. Con el estreno de cada trailer es más extraño ver a Los Caballeros del Zodiaco con esta técnica de animación. Se asemeja a la de un videojuego de la generación pasada.

5. Además de que serán 12 capítulos, los trailers nos muestran que se abordará el Torneo Galáctico. Cabe mencionar que es considerada como la saga más lenta y aburrida.

Imagen: YouTube - Netflix América Latina

Te puede interesar:

Spoilers: ¡Así es el final oficial de The Walking Dead!

Gamers se fusiona a Gameplanet; ahora sólo hay una cadena grande de videojuegos en México